/* INICIO DE YAHOO MEDIA PLAYER*/ /* Hide 'close window' button */

Relámpago del Catatumbo


Entre los símbolos del Zulia, el Relámpago del Catatumbo está a la vanguardia como un gran enigma.
Su belleza y portento le han dado un sitial privilegiado en nuestro himno, escudo y bandera. El misterio que rodea su existencia lo ha convertido en uno de los fenómenos naturales más extraños y hermosos del mundo y en todo un banquete científico.

Este fenómeno se caracteriza por ser un relámpago casi continuado, que se produce en nubes de gran desarrollo vertical formando arcos eléctricos entre los 2 y los 10 kilómetros de altura (o más).
El también llamado "Faro del Zulia" que ha sido inspiración de desatacados compositores, ahora se vuelve noticia, toda vez que se ha propuesto ante la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) que se convierta en el primer fenómeno meteorológico elevado a patrimonio mundial, luego de que un grupo de científicos demostrara su alta incidencia en la regeneración de la cada de ozono.
El Faro del Catatumbo, nombre con el que también se le conoce, es el único fenómeno natural del mundo que regenera la capa de ozono. Està ubicado como el lugar del mundo con mayor tiempo de descargas eléctricas.
El Relámpago del Catatumbo es el principal regenerador de la capa de ozono de la tierra. Es una tormenta nube-nube que forma un arco voltaico a más de diez kilómetros de altura, durante 140 a 160 noches al año, 10 horas cada jornada y hasta 280 veces por hora, sobre las ciénagas formadas cuando el río Catatumbo, que nace en Colombia, desemboca sus aguas en el Lago de Maracaibo.
Guía de navegantes y musa de poetas, el Relámpago del Catatumbo está localizado en la ensenada del Congo, en el Parque Nacional Ciénagas de Juan Manuel de Aguas Claras y Aguas Negras, precisamente en el municipio Catatumbo, en pleno Sur del Lago de Maracaibo. Pero hay uno, de los casi veinte pueblos palafíticos que recorren la silueta del Coquivacoa, bendecido por su luz: Congo Mirador, mimetizado entre el mangle y el Catatumbo.
La sabiduría indígena bautizó al silencioso faro nocturno como Catatumbo: "eterno resplandor en las alturas". Y aunque no emita sonido alguno, sigue siendo un relámpago, pues se trata de un fenómeno natural ocasionado por sucesivas descargas eléctricas, producidas a su vez por la formación de vapor de agua cuando es temporada de lluvias abundantes.
La etnia wari lo define como “la concentración de millones de cocuyos (luciérnagas) que todas las noches se reúnen en el Catatumbo para rendirle tributo a los padres de la creación”, mientras que los yupas y los wayuu lo atribuyen a la presencia de los espíritus de los guajiros caídos que resplandecen como una especie de mensaje, además de considerarlo el ""eterno resplandor en las alturas".

4 comentarios:

Anónimo dijo...

olle muy buena la leyenda

Andrés dijo...

Qué curioso, y encima acabo de aprender que los rayos regeneran la capa de ozono.

Saludos.

Vagostube dijo...

Hola soy el webmaster de Vagostube y me gustaria realizar unintercambio de enlaces para ello visitanos en: http://vagostuberadio.blogspot.com/.
Esperamos su respuesta.

JUAN CARLOS Manrique dijo...

UNA DE LAS MARAVILLAS DEL MUNDO

Publicar un comentario en la entrada

Tus comentarios aquí, por favor.